/*Google Analytics*/
Make Image responsive

Ciencia Kamilo_Beach2_Courtesy_Algalita_dot_org

Published on February 13th, 2015 | by Sergio Navacerrada

Plástico que vertimos al mar anualmente

La prestigiosa revista science acaba de publicar el estudio llevado a cabo por investigadores de Estados Unidos y Australia.

El objetivo de la investigación es ser capaces de cuantificar la cantidad de plástico que anualmente acaba en nuestros mares y océanos. Numerosas publicaciones se han hecho eco de la noticia, incluyendo el New York Times

Los datos son escandalosamente altos: entre 4,8 y 12,7 millones de toneladas de plástico anualmente. La variación es alta, pero hasta ahora nadie se ha atrevido a poner cifras y la relevancia del estudio es que ya se tiene un orden de magnitud.

Si toda este plástico se pusiera junto linealmente, se podría recorrer la mitad de la distancia que separa nuestro planeta de Marte.

El estudio no es ni mucho menos una estimación al alza, más bien al contrario. Las cantidades estimadas contemplan solo el plástico de aquellas zonas que están como mucho a 50 kilómetros de la costa ya que es complicado estimar las zonas interiores. Sin embargo, se conoce que el río Danubio transporta en su discurrir al mar, unas 1.700 toneladas anuales. Y como este, todos los demás.

La directora de la investigación y profesora de ingeniería medioambiental de la Universidad de Georgia, Jenna Jambeck, acabó sorprendida de los datos arrojados e hizo que su equipo de trabajo volviera a chequearlos minuciosamente.

El plástico en el mar, expuesto a las duras condiciones de salinidad y rayos solares, se fragmenta en pequeños trozos que acaban siendo sustancias tóxicas con contenido en PCBs. Estos pequeños trozos pasan a la cadena alimenticia al ser absorbidos por organismos marinos de distinto tamaño. Como todos sabemos, el propio ser humano es un eslabón de esa cadena alimenticia. En definitiva, la bolsa de plástico que hoy usamos, podemos acabar ingiriéndola.

Para abordar este problema, lo mejor es usar menos y menos plástico como primer ataque. Cuanto menos demanda haya, menos acabará en nuestros mares.

Una gestión adecuada de los residuos, también tiene un efecto importante. Por ejemplo, en EEUU, el residuo por persona es de 2,6 kilogramos por persona y día, frente a los 1,1 kilograms de media de China. Sin embargo, la gestión de residuos más eficiente de EEUU, hace que en el ranking de contaminadores de esta investigación, esté mejor posicionado. Pero esto no es gratis, gestionar los residuos tiene un coste en impuestos para los ciudadanos. Además es una postura que dice poco de la responsabilidad y el compromiso del ser humano con su especie y sus descendientes: ensuciar y que me limpien lo que ensucio, por no mencionar que esto no está al alcance de la mayoría de las naciones, encontrándose entre los grandes contaminantes a países como Egipto y Nigeria.

La agencia NOAA, ha entrado a investigar las famosas extensiones de plástico del pacífico. Si bien no hablen de parches en sí, sino más bien de algo similar a la pimienta que ponemos en la sopa, habla de concentraciones alta de residuos en varios puntos del océano donde convergen distintas corrientes y de efectos aún desconocidos para el ser humano. Algo que, apunta la agencia, sin duda “no debería estar ahí”.

pacific-garbage-patch-map_2010_noaamdp_720

Foto de portada de una playa de Hawaii afectada por el residuo flotante del pacífico. “Kamilo Beach2 Courtesy Algalita dot org” by Algalita.org – Courtesy Algalita.org. Licensed under Public Domain via Wikimedia Commons –


About the Author

No hay evento capaz de superar la ratio satisfacción/coste de una puesta de sol.



Back to Top ↑

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies